Esta web utiliza cookies para obtener datos anónimos de acceso. Si continúas navegando, consideramos que aceptas nuestra política de cookies.

×

Cruces de Mayo

Ayuntamiento de Archidona  • ayuntamiento@archidona.es  • 952 714 480
Ayuntamiento de Archidona
Ayuntamiento de Archidona  • ayuntamiento@archidona.es  • 952 714 480

Cruces de Mayo

La Fiesta de la Santa Cruz.

Santa Cruz de Mayo

Las CRUCES DE MAYO, en sus diversas manifestaciones, constituyen expresiones de la "Fiesta de la Santa Cruz", celebrada en el calendario cristiano el 3 de mayo y fundada en la tradición del hallazgo de la Cruz de Cristo en Jerusalén gracias a la iniciativa de Santa Elena, madre del emperador romano Constantino. Por ello, la Cruz sin imagen se convierte en centro de culto y exorno de estas fiestas, que no son consideradas de precepto.

En el caso de Archidona, la Fiesta de la Santa Cruz tiene un hondo calado histórico que va más allá de la aparición, en un momento no precisable, de los pequeños tronos infantiles que constituyen hoy día su manifestación más elocuente. Hay ya noticia de la existencia de la Hermandad de la Vera Cruz a principios del siglo XVI, la cual posiblemente se fusionaría en el siglo XVIII con la Cofradía de la Pasión y Sangre de Jesucristo, actual Cofradía del Nazareno. De hecho, hasta el primer tercio del siglo XX, en esta Cofradía se celebraba una Función o Sermón en la víspera de esta fiesta, culminando el culto con una procesión de la "Santa Cruz". Esta "Santa Cruz", que antaño procesionaba el 3 de Mayo, lo hace actualmente en la tarde del Jueves Santo, como uno de los titulares de la Cofradía del Nazareno, siendo portado el trono por los horquilleros más jóvenes.

Las Cruces de Mayo en Archidona han sido una manifestación esencialmente vinculada a la iniciativa y espontaneidad infantil, acometida en el seno de pequeños grupos de amigos, compañeros y/o familiares. Los tronos ejemplifican todo un repertorio de artesanía doméstica y de creación y expresión artística, de diseño y de ornamentación, en la que predomina el exorno floral. Estos pequeños tronos siguen conservando en su pureza el sentido de la Fiesta, en tanto todos ellos portan como iconografía única la Alegoría de la Santa Cruz, sin crucificado y con el complemento del Santo Sudario, complementando el conjunto el tradicional ornamento floral.

La mañana del 3 de Mayo adquiere un peculiar halo festivo con el discurrir por las calles de los niños y niñas portando sus pequeñas cruces de mayo, recreando modos de la "liturgia" procesional de los tronos de Semana Santa y de Gloria. A ello se une la costumbre de pedir dinero a los transeúntes "para la Cruz de Mayo", portando en su mano una pequeña patena de plata o cualquier otro elemento útil al caso. Es ya tradicional el Concurso de Cruces Infantiles que organiza el Ayuntamiento: esa misma mañana dichas cruces se van reuniendo en el Paseo de la Victoria, junto a la Casa Consistorial (Edificio de La Cilla), para dirigirse posteriormente a la Plaza Ochavada donde se efectúa la entrega de premios.

Por otra parte, hace ya unos años que se ha incorporado en la celebración de la festividad otra de sus manifestaciones clásicas en Andalucía, como es la instalación de cruces en patios o lugares similares y la ornamentación de éstas y de su entorno con flores, objetos artesanales, mantones, etc. También en este ámbito se convoca un Concurso de Cruces.